Calakmul, el Imperio de la Serpiente

Al sureste del estado de Campeche, en la región del Petén, en la Reserva de la Biosfera más grande de México, a unos kilómetros de la frontera con Guatemala, se encuentra la zona arqueológica de Calakmul, uno de los centros políticos más importantes de la civilización maya. Debido a su importancia, Calakmul recibió la distinción de Patrimonio Cultural de la Humanidad en 2004.

Michael Perterson, 1 Enero 2014

bwd  Pág 1/4  fwd
foto1.jpg
foto10.jpg
foto11.jpg
foto12.jpg

La cabeza de la serpiente

La palabra maya Calakmul puede traducirse como la ciudad de las pirámides adyacentes, debido a las dos grandes construcciones que dominan desde lo alto, a unos 50 metros de altura. La ciudad de Calakmul era la capital de una confederación de estados independientes o cuchcabal que integraban el llamado reino de la serpiente. Durante el periodo clásico de la cultura maya, entre 322 a.C. y 925 d.C. esta ciudad contaba con más de 50 mil habitantes. En esta etapa, los mayas estaban divididos en numerosos reinos y rivalizaban entre sí, formándose alianzas militares que provocaron guerras frecuentes, como ocurrió a lo largo de un siglo entre Calakmul y Tikal.

La zona arqueológica de Calakmul está integrada por cinco complejos, unidos por bellas calzadas, esparcidos en unos 70 kilómetros, que agrupan a poco más de seis mil construcciones, entre templos, palacios y adoratorios, alrededor de una gran plaza. El estilo arquitectónico de Calakmul se caracteriza por los grandes basamentos, en los que predomina el color rojo, adornados con magníficos mascarones policromados, tallados en estuco.

La gran plaza era el centro político y religioso del cuchcabal encabezado por Calakmul, una significativa relevancia, expresada en las nutridas construcciones en el sitio. Esta plaza era una representación del espacio sagrado y del poder.

Además de la gran plaza, Calakmul se distingue por una acrópolis, una ciudadela elevada, reservada a la clase dirigente, donde se encuentran palacios, como la casa de Ahaw y la residencia de Utsiaal Caan, patios, plazuelas y un juego de pelota, además de una estructura formada por tres corredores que servía como acceso. En uno de estos pasillos se encontró un recinto funerario y numerosas ofrendas, como máscaras de jade y pieles de jaguar.

Un detalle urbano de Calakmul es el sacbé. El sacbé o camino blanco era una avenida de carácter espiritual, con arcos en los extremos; bajo estos, era costumbre orar a los antiguos dioses antes de pasar. El sacbé conectaba templos y plazas mayas. Uno de los más representativos es el que se encuentra en Chichén Itzá, en Yucatán, una calzada que une a la pirámide del Castillo con el Cenote Sagrado, depresión geológica producida por erosión cárstica, donde confluyen aguas subterráneas, formando estanques. En Calakmul se han descubierto al menos 15 de estas calzadas, destacando el llamado Sacbé 5, con una extensión de 40 kilómetros, que enlaza esta zona con El Mirador, ciudad situada en la cuenca del Petén en Guatemala.

Por otro lado, también son significativos los hallazgos de estelas en Calakmul. Las estelas mayas son monumentos monolíticos con forma de lápida o pedestal. En Calakmul se han encontrado más de un centenar de estas estructuras, convirtiéndola en la zona con el mayor número de éstas. Es importante mencionar que las estelas de Calakmul son de las más notables expresiones del arte de la civilización maya.

Reserva de la Biosfera de Calakmul

En 1989 se creó la Reserva de la Biosfera de Calakmul, protegiendo la mayor superficie de selva tropical en México – más de 700 hectáreas – incluida la Selva Maya. Por su tamaño, es una de las reservas más importantes del continente, sólo rebasada en extensión por el parque de Yellowstone, en Wyoming, al noreste de los Estados Unidos, con 800 hectáreas.

En esta reserva existen 86 tipos de mamíferos, 18 en peligro de extinción; 358 especies de aves, 113 amenazadas con la desaparición; 75 especies de reptiles, 18 de anfibios y 31 de peces; además de 380 tipos de mariposas. La flora de la Reserva de la Biosfera de Calakmul esta compuesta por una variedad de 1500 especies de flores, entre las que destacan 73 tipos de orquídeas.

En Calakmul pueden encontrarse jaguares, pumas, ocelotes, tigrillos, leoncillos, venados cola blanca, monos aulladores, marsupiales, tapires, zopilotes rey, pavos ocelado y una diversidad de tucanes, loros y guacamayas.

En la Reserva de la Biosfera de Calakmul pueden realizarse actividades de ecoturismo como excursionismo, campismo y safari fotográfico. Además, los visitantes tienen oportunidad de conocer otros puntos cercanos como las zonas arqueológicas de X’puhil y Becán. En Calakmul coinciden historia y naturaleza. Una experiencia viva que sólo México puede ofrecer.

Visita Nuestra revista"Edición/Otoño"

Suscribase a nuestro Boletín

Reserva tu viaje