En la época precolombina, algunos grupos indígenas usaban uvas silvestres o cimarronas para elaborar bebidas con frutas y miel como el acachul poblano. Estas uvas salvajes tenían la particularidad de ser demasiado ácidas, característica que dificultaba la adecuada fermentación del vino. La historia del vino en México inicia con la importación de cepas europeas en el siglo XVI. La Vitis vinifera española comenzó a cultivarse Querétaro, Guanajuato y San Luis Potosí.

Leer más...