Noche de Rábanos, arte navideño en Oaxaca

Diciembre 2017

Si no sabes cómo celebrar las fiestas decembrinas, prepara tu maleta y viaja a la hermosa ciudad de Oaxaca, porque el 23 de diciembre en el Zócalo se vivirá una de las tradiciones navideñas más emblemáticas de la región: la Noche de Rábanos.

 

Se trata de un certamen con más de un siglo de historia donde cientos de hortelanos y floricultores del Estado exhiben auténticas obras de arte talladas en rábanos —tubérculo comestible típico en la gastronomía mexicana—, desde figuras populares hasta los Nacimientos u otros pasajes bíblicos.

En punto de las 18:00 horas, miles de turistas recorren los puestos para admirar la creatividad y talento en los trabajos creados con esta hortaliza. Al final de la noche se premiará a los mejores expositores en un ambiente de música y baile, celebración que culmina con juegos pirotécnicos iluminando el cielo nocturno.

Imagen relacionada

La Noche de Rábanos surgió durante la época Colonial, a partir de las enseñanzas de la horticultura y floricultura que los frailes españoles impartieron a los indígenas, quienes alentaron a los agricultores colocar estas figuras talladas en sus puestos con el objetivo de atraer más clientes en víspera de Navidad. Eventualmente las personas no solo comenzaron a comprar víveres, sino también las figuras de rábano para utilizarlas como centro de mesa o como ornamento festivo. Sería hasta finales del siglo XIX que se formalizó esta colorida costumbre oaxaqueña.

La ciudad de Oaxaca es unos destinos coloniales más importantes de México. Declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO en 1987, ofrece a todos sus visitantes grandes atractivos arquitectónicos como la Catedral de Nuestra Señora de Asunción y el ex Convento de Santo Domingo; riqueza gastronómica como las deliciosas tlayudas con tasajo, enchiladas de mole, el chocolate con agua y el mezcal; así como museos, galerías de arte y tiendas de artesanías donde podrás encontrar un sinfín de piezas elaboras en barro negro y alebrijes.

Recuerda que, viajar es otra forma de ayudar.